Follow by Email

jueves, 29 de mayo de 2008

La creación en un condón

Vertiginoso ego Decadentes movimientos que absorben la creación de mis entrañas, no es la primera vez. Pero si la primera única hermosa e infinita vez.
Ahora siento por fin el fuego que aviva la sangre inmortal del deseo, ahora por fin nado en el océano que recorre nuestros cuerpos, ahora por fin deseo que la creación no quede en un condón.
Quiero ser el tatuaje eterno que cuide tu cuerpo y el sueño que muere en el alba y entre luces amanece en tu cama